Lo bueno de ser Trendy

Pasajeros hacen ‘vaca’ para evitar bajar a una familia de un vuelo

La familia no tenía para pagar el sobrecupo del equipaje y los pasajeros hicieron una recolecta para evitar que bajaran a la familia del avión.

El domingo 9 de julio, un vuelo Colombiano que cubría la ruta Medellín-Bogotá, y que tenía como hora de despegue 10:15 de la mañana del aeropuerto, se retrasó por casi media hora por una situación inusual.

Cuando ya todo estaba listo para despegar, un policía se le acercó a una señora. El capitán del avión anuncia que el vuelo no podrá despegar hasta que una pasajera abandone el avión o pague una de las maletas que tenía. Esta era una de mano, infantil y con rodachines.

La señora es Laura Medina, que estaba acompaña de su hermana y su hijo de 5 años. De inmediato varios de los pasajeros iniciaron una ‘vaca‘ para ayudarle a pagar la maleta, que tenía un costo cercano a los 90.000 pesos. En menos de un minuto los pasajeros recogieron cerca de 100.000 pesos y Laura fue a entregarlos a las directivas de la empresa, pero de inmediato ellas cambiaron de decisión a pesar de la condición inicial del capitán: como había ingresado al avión sin permiso, ya no podía viajar.

Todo se tornó aún mas complicado para la familia

En vista de la situación, la gente empezó a chiflar a la tripulación. Un señor, que inició la colecta, se acercó a una de las azafatas y le recordó la intervención del capitán en la que dijo que la señora pagaba el costo de la maleta o desabordaba el avión para iniciar el vuelo rumbo a Bogotá. “Ya cumplimos con una de las condiciones para poder despegar que es pagar la maleta”, agregó.

Las directivas de la empresa hicieron nuevamente un cambio repentino de condición: ella, su hermana y el niño menor que las acompañaba podían viajar, pero solo si pagaban otra segunda maleta por el mismo valor de la primera: 90.000 pesos.

Laura solo insistía en que ella, en el primer filtro en la sala de espera, le pidió al personal que le permitieran guardar las maletas pequeñas, y de mano, en una que ya había pagado y que estaba en la bodega. El personal se lo impidió.

“Hay personas que tienen maletas más grandes que la mía. Esto me parece injusto”, puntualizaba Laura.

Esta es una de las maletas de Laura por la que le pedían cancelara casi 90.000 pesos para poder tomar el vuelo.

maleta de mano para viaje

Los pasajeros se opusieron a que las directivas de la empresa de vuelos bajaran del avión a Laura, su pequeño hijo y a su hermana. Al final, un representante de la empresa se le acercó y le dijo que le iban a recibir el pago de una maleta para poder despegar.